10 entresijos que pasaste por alto de El Ministerio del Tiempo

3

Ayer vivimos historia de televisión española. Una serie de ciencia ficción española en prime time, aunque sin rastro de futurismo que no es necesario. Viajes en el tiempo, historia, funcionarios, pagas de Navidad… todo muy español. La serie está muy cuidada con una fotografía de calidad que deja de ser un simple teatrillo grabado. Además se agradece, y mucho, que los efectos especiales sean de calidad, es decir, que no se noten.

Quizá pasaste por alto algunos de estos entresijos del Ministerio:

1. Rodolfo Sancho homenajeó a su padre en el primer capítulo haciéndose pasar por Curro Jimenez, el gran personaje que interpretó su padre allá en los 70

2. Uno de los elementos más divertidos fue ver a Velazquez mudo pintando retratos robots. Pero lo más curioso fue verle pintando cubismo con libros de Picasso en su escritorio.

3. El soldado de los tercios españoles Alonso Entrerríos que todo el mundo confunde con Alatriste bien podría haber protagonizado la serie de Telecinco. Eso sí, El Ministerio del Tiempo le da una buena pasada a la serie de Mediaset.

4. La serie está destacando por la calidad visual. La más cuidada fue la escena del café en la que Julián ve a su novia en el pasado. La escena romántica que podría haber sido una cursilada está muy cuidada tratándose de una trama secundaria de mucho peso para el personaje de Julián.

5. En el primer capítulo viajamos a Segovia cuando está construyéndose el acueducto.

6. Madrid es la Gran Vía y en El ministerio del Tiempo lo saben. Allí vemos al francés entrar en La Casa del Libro de la vía madrileña. También es la calle con la que se cierra el capítulo.

7. El escenario clave es el Ministerio. Está grabado casi en su totalidad con croma verde y lo más fascinante es que no se nota. La gran estancia en la que está el pozo, al más puro estilo de portal como es el de Harry Potter con una estación de tren o Alicia con su madriguera, me recordó mucho al cuartel secreto de El caballero Oscuro o al cuartel de inteligencia en Skyfall.

8. Un dato curioso. Cuando Julián entra por última vez a ver a su mujer durmiendo, el despertador marca las 23,45, la misma hora real en que transcurría la emisión del capítulo. Casualidades temporales.

9. Resulta paradógico que el más iletrado de los tres protagonistas es el contemporáneo Julián. Un claro guiño a la sociedad actual. Y qué decir de la paga de Navidad anulada nos tocó a todos la fibra sensible con mucho humor.

10. Terminator, Dr. Who, La máquina del tiempo, Men in black (esas gafas negras y funcionarios trajeados) son solo algunos de los guiños a lo largo de la serie.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s